EL BOLERO DE RAVEL

Queridos amigos:

Este domingo les invito a escuchar la magnífica interpretación del Bolero de Ravel por la Orquesta Filarmónica de Copenhague. Este espontáneo concierto se dasarrolló en la Estación Central de Copenhague, a donde fueron acudiendo separadamente, uno por uno, los miembros de la orquesta y, sin ningún anuncio previo, sorprendieron a quienes casualmente se encontraban en ese lugar o iban de paso cuando se fueron integrando. El Bolero (en francés Boléro) es una obra musical creada por el compositor francés Maurice Ravel en 1928 y estrenada en la Ópera Garnier de París el 28 de noviembre de ese mismo año. El Ballet fue compuesto y dedicado a la bailarina Ida Rubinstein, su inmediato éxito y rápida difusión universal lo convirtieron no solamente en una de las más famosas obras del compositor, sino también en uno de los exponentes de la música del siglo XX. Este es un movimiento orquestal inspirado en una danza española y se caracteriza por un ritmo y un tempo invariables, con una melodía obsesiva, en do mayor, repetida una y otra vez sin ninguna modificación salvo los efectos orquestales, en un crescendo que, in extremis, se acaba con una modulación a mi mayor y una coda estruendosa. La historia del Boléro se remonta a 1927. Ravel, cuya reputación superaba ya las fronteras de Francia, acababa de terminar su Sonata para violín y piano y había firmado el contrato más importante de su vida para realizar una gira de conciertos de cuatro meses en los Estados Unidos y Canadá. Esa gira le encumbraría definitivamente y en ella fue recibido como un gran artista, actuando en 25 ciudades, unas veces como pianista, otras como acompañante al piano y, otras, al frente de la orquesta. Poco antes de partir, la empresaria y bailarina rusa Ida Rubinstein, le encargó que compusiera un “ballet de carácter español” que ella misma, con cuarenta y dos años, contaba representar con su propia compañía, Les Ballets Ida Rubinstein. Ida Rubinstein, que había empezado como bailarina de los Ballets Rusos Cleopâtre (1909), Scheherazade (1910) y Le Martyre de Saint Sebastien (1911) era en ese momento ya una rica empresaria que había decidido montar con su dinero su propia compañía de ballet y competir con el mismísimo Serge Diaghilev. Para ello había ideado una temporada con encargos a Ravel y a Stravinski —con quienes mantenía una buena amistad— y a otros compositores como Honegger, Milhaud, Sauguet y Auric que junto a otros artistas se beneficiaban también de sus obras de mecenazgo.
Ravel no había compuesto música para ballet desde La Valse en 1919 y su último éxito en este campo se remontaba a 1912 con Ma Mère l’Oye, por lo que aceptó con mucho interés el encargo de Rubinstein, que además de una reposición de La Valse, incluía componer un ballet enteramente nuevo. Ravel tenía cincuenta y dos años, estaba en plenitud de facultades y, desde la muerte de Debussy era reconocido como el mejor músico francés vivo. Tenía muchas obligaciones que atender, y para facilitar la tarea, acordó con su colaboradora que podría orquestar seis piezas extraídas de la suite para piano Iberia del compositor español Isaac Albéniz, en un proyecto inicialmente bautizado como Fandango. Pero a su regreso de la gira norteamericana, cuando ya había comenzado el trabajo, fue advertido de que los derechos de orquestación de Iberia, propiedad de la editorial Max Eschig, habían sido cedidos en exclusiva a otro compositor español Enrique Fernández Arbós, un antiguo discípulo de Albéniz. Esta noticia fue recibida por Ravel con preocupación según el relato de Joaquín Nin. Pese a que el maestro Ravel dijo que consideraba esta obra como un simple estudio de orquestación, el Boléro esconde una gran originalidad, y en su versión de concierto ha llegado a ser una de las obras musicales más interpretadas en todo el mundo; al grado que hasta el año 1993 permanecía en el primer lugar de la clasificación mundial de derechos de la Société des auteurs, compositeurs et éditeurs de musique. (Información obtenida en la Enciclopedia Libre de Wikipedia).

Les sugiero que se tomen unos cuantos minutos de su estress cotidiano –incrementado por la proximidad de la Segunda vuelta Electoral del 6 de noviembre– para escuchar esta pieza musical. Para ello, hagan click sobre la flecha que está en medio de la pantalla y luego otra vez en el cuadrito con cuatro puntitos que está en la parte de abajo para aumentar la imagen al tamaño de la pantalla. Confío en que les gustará.

Imagen de previsualización de YouTube

LES DESEO FELIZ DOMINGO