Romney cavó su propia tumba

Mitt Romney, el candidato del partido Republicano a la presidencia de los Estados Unidos de América, cometió un grave error político en un discurso que pronunció en Tampa (Florida), durante una cena de adinerados republicanos contribuyentes a su campaña al referirse despectivamente al 47 por ciento de los votantes a quienes acusó de no pagar impuestos y de ser «dependientes» de la ayuda del gobierno. «Yo no trabajo para ellos», dijo en su discurso, que fue grabado clandestinamente por alguien que posteriormente lo publicó la revista Mother Jones y lo reprodujeron varios medios electrónicos. Con lo cual Romney perdió toda posibilidad de obtener votos de ese 47 por ciento y en especial de los inmigrantes y sus descendientes. Lo que ha sido muy discutido y criticado y el presidente Barack Obama se aprovechó de ello en una entrevista que le hizo el comediante David Letterman en su Late Show que trasmite todas las noches por la cadena de televisión CBS. Posteriormente Romney ha tratado inútilmente de enmendar su error prometiendo que si llega a la Casa Blanca no ordenará redadas de inmigrantes y procurará encontrar una forma de ayudar a los indocumentados a permanecer en el país. Pero ya es demasiado tarde. Metió la pata y nada que diga ahora podrá sacarla. De todas maneras por su falta de talento y de carisma era seguro que Barack Obama logrará reelegirse para un segundo período.

Les invito a ver dos videos sobre esa visita del mandatario norteamericano al estudio del Late Show de David Letterman y en un tiempo fue el estudio del famoso presentador Ed Sulliban, y en él se presentaron los más famosos artistas que trabajaron en Nueva York, entre ellos Los Beatles se presentaron por primera vez en su primera visita a los Estados Unidos. Especialmente para beneficio de las personas que entienden inglés, voy a ponerles los dos videos porque, aunque se repiten en algunas partes, pero en ellos tanto Obama como Letterman dijeron cosas diferentes. En este podrán ver desde el momento que el presidente Obama se baja de su vehículo para entrar al estudio y es recibido por una impresionante ovación de pie de los presentes con la música que rinde honores militares al mandatario norteamericano, como la emotiva Granadera es para el presidente de Guatemala. Aunque desde el desafortunado gobierno de Óscar Berger y Eduardo Stein había sido abolido, y el gobierno no menos desafortunado del ingeniero Álvaro Colom y el doctor Rafael Espada continuó en la misma forma. Sin embargo, el actual presidente, general Otto Pérez Molina, decidió que se volviera a ejecutar en los actos oficiales. Si lo desean podrán agrandar la pantalla en la forma acostumbrada.

En este primer YouTube Letterman le comenta que recientemente el ex presidente Jimmy Carter comentó que probablemente son manifestaciones racistas las expresiones de crítica que ha habido en algunas reuniones públicas en las que Obama ha participado, y el mandatario le contesta «Bueno… eso no lo creo porque yo he sido negro desde antes de haber sido electo presidente!» Y Letterman le pregunta en forma jocosa «¿Cuántos años tiene usted de ser negro?» y Obama le responde: «De hecho, yo siempre he sido negro».

Imagen de previsualización de YouTube

Este es otro YouTube de la misma visita, pero en éste escucharán desde el principio el diálogo que sostuvieron en broma cuando Letterman. Ambos intercambiaron elogios sobre su apariencia. Letterman preguntó cuanto pesaba y Obama dijo que cerca de 180 libras, a lo que Letterman contestó que le sentaba bien ese peso y en cambio él que también tiene ese mismo peso, no se ve tan bien como él. Pero el presidente Obama trató de lisonjearle y le dijo: «Te ves bien». «Es que no me has visto desnudo», le repuso Letterman. Y el presidente de la nación más poderosa del mundo simplemente sonrió y pareció pensar lo que debía contestar y le dijo: «¡Eso lo vamos a dejar así!», para invitarle a pasar a otro tema.

Imagen de previsualización de YouTube

 Después de unos cuantos cumplidos, David Letterman, conductor del popular programa The Late Show with David Letterman que trasmite CBS, se zambulló de cabeza en la controversia del 47%. “¿Eso es lo que los chicos ricos en clubes de campo están hablando?”, cuestionó Letterman para iniciar el tema. Y Obama le respondió: «Cometemos errores durante la campaña electoral». Y a continuación prosiguió: «Una de las cosas que he aprendido como presidente es que uno representa a todo el país y cuando me encuentro con republicanos como estoy viajando por todas partes, me doy cuenta que son muy trabajadores, personas de familia que se preocupan profundamente por este país y es mi esperanza que si quieres ser presidente, tienes que trabajar para todos y no sólo para algunos». Y concluyó: «para las elecciones pasadas ese 47 por ciento probablemente votó por McCain, pero yo comprendí que de todas maneras tenía que tratar de beneficiarles tanto como a quienes votaron por mi».

Obama fue recibido con los honores presidenciales por la orquesta de la CBS dirigida por músico canadiense Paul Shäffer y fue ovacionado de pie por toda la audiencia presente en el estudio. Lo cual no necesariamente significa que todos los presentes vayan a votar por él, pero en los Estados Unidos de América todos por igual son respetuosos del mandatario de turno y le aplauden por su alta investidura.

El presidente Obama también criticó el reclamo de su oponente de que los partidarios de Obama se muestran como víctimas, como dijo Romney. «Les aseguro que allá afuera no hay mucha gente que piensa que son víctimas, no hay mucha gente que piensa que tiene derecho a algo», dijo Obama. Al tiempo que dijo que no hay nada de malo en darse la mano entre demócratas y republicanos. «Si usted quiere ser presidente y quiere unir a la gente, creo que esa es la actitud que hay que tener», sostuvo.

Más temprano, de ese mismo día Romney había reconocido que no tuvo «buen gusto» al expresar sus puntos de vista cuando trataba de describir las visiones distintas que tiene respecto de su rival sobre el país.

Obama dijo que la gente entiende que los candidatos presidenciales cometen errores durante la campaña. Reconoció que entre esos errores figura uno que él mismo lamentó en 2008, cuando el audio de uno de sus actos privados para conseguir fondos mostró sus declaraciones de que algunos residentes de zonas rurales deprimidas se amargan y «se aferran a las armas, la religión o la antipatía hacia personas que no son como ellos».

Con Letterman, el presidente Obama abordó también temas más ligeros. Bromeó sobre el dueño de una pizzería de Florida que lo abrazó y lo cargó la semana pasada. «Creo que me arregló un problema que tenía en la espalda», señaló en broma Obama.

Las diferentes encuestas de intención de voto que se han hecho últimamente han dado como resultado un «empate técnico» entre los dos candidatos, con una mínima diferencia de uno o dos puntos a favor de Obama. Pero faltan los debates entre ellos que serán presentados próximamente en diferentes lugares y con diferentes moderadores. Y no cabe la menor duda que Obama los ba a ganar. Porque su rival ha venido demostrando que no es muy inteligente, dice muchas tonterías y carece totalmente de carisma.

 Twitter: @jorgepalmieri