MISCELÁNEA 04/08/09

1) * No hubo tal intromisión diplomática
Durante la semana pasada, me sorprendió escuchar en un noticiario de televisión cuando el general (retirado) Otto Pérez Molina, ex candidato presidencial y máximo dirigente del partido Patriota, declaró que en el transcurso de la mañana siguiente iba a reunirse con el Presidente de la República, ingeniero Álvaro Colom Caballeros, como consecuencia de una invitación privada del embajador de los Estados Unidos de América, señor Stephen McFarland, quien, supuestamente, en el transcurso de una conversación había hecho el comentario que en todos los países democráticos del mundo es normal que los dirigentes de la oposición se reúnan con el presidente de la república para hablar de los problemas nacionales, por lo cual él había aceptado volver a reunirse con el mandatario. El general Pérez Molina olvidó agregar que en una previa reunión privada, convocada por el embajador McFarland, también habían estado presentes el Alcalde Metropolitano y ex Presidente de la República, Álvaro Arzú Irigoyen, y el empresario Dionisio Gutiérrez Mayorga, y que durante esa reunión Colom y Pérez Molina acordaron volver a reunirse para discutir algunos de los problemas nacionales. Por lo que McFarland actuó como debía, como un amigo mútuo que, interesado en contribuir diplomáticamente a que haya paz y concordia en la vida política guatemalteca, actuó amigablemente, como «buen componedor», y no como un odioso pro cónsul que impone sus puntos de vista a nuestros dirigentes.

Embajador de EE.UU. Stephen McFarland no actuó como un pro cónsul
A pesar de ésta es la primera vez que Stephen McFarland desempeña el importante cargo de embajador de los Estados Unidos de América, ha tenido una larga carrera diplomática y por ello me parecía muy extraño que se hubiese querido constituír en «buen componedor» de las diferencias políticas en nuestro país al proponer una reunión entre el presidente Colom y el general Pérez Molina, porque ese papel no le corresponde a ningún diplomático, ni siquiera al representante del país más poderoso del mundo. Pero la cosa cambia al haber invitado a una reunión social privada a esos dos dirigentes políticos y con la presencia del ex Presidente de la República y actual Alcalde Metropolitano Álvaro Arzú y del multimillonario empresario Dionisio Gutiérrez.

El presidente Colom se ríe de todo a pesar de que la situación está para llorar.
Evidentemente, no le gustó al presidente Colom que el general Pérez Molina haya divulgado que se iba a llevar a cabo esa reunión, y declaró: «Mis entrevistas no son para circo, ni para aprovecharse de una entrevista en el Congreso, y entonces decidí cancelar la cita»; luego agregó: «El boicot que han hecho a una serie de cuestiones, por sus intereses partidarios, está dañando al país, no a Álvaro Colom»; y concluyó: «Lo que no me parece correcto es que tergiversen las cosas y hagan una mala utilización de la comunicación con la Prensa».

Foto tomada de la televisión del general Otto Pérez Molina
El general Pérez Molina respondió al mandatario: ?Si están hablando de un circo, entonces los payasos los están poniendo ellos. Nosotros sí somos serios»; agregó: «En este año y medio no sabemos quién tiene el control; el presidente dice una cosa y el vicepresidente dice otra»; y concluyó: «Hay alguien que le aconseja al presidente que siga en el camino de la confrontación y no privilegie el diálogo?. Y una persona que dice saber a quién se refería concretamente, dice que la señora Sandra Torres Casanova de Colom, influyente esposa del mandatario, le aconsejó cancelar la cita.
Inmadurez política
Como un fiel reflejo de la deplorable situación moral en la que se encuentra nuestro país, el Presidente Constitucional de la República y quien se dice máximo dirigente de la oposición, general Pérez Molina, quien en las elecciones pasadas compitió con el ingeniero Colom en las dos vueltas electorales y supuestamente es el candidato presidencial con mayores posibilidades de sustituir al actual mandatario (siempre y cuando no le gane la partida la señora Sandra Torres Casanova de Colom, actual co gobernante), se hayan enfrascado en una situación tan inmadura como innecesaria. Esto acentúa la urgente necesidad que tiene nuestra sufrida patria de que lo más pronto posible surja un dirigente político que pueda ser un buen candidato a gobernante, alguien que inspire confianza y la merezca, alguien que pueda tener legítima capacidad de estadista, y no sea otro de tantos improvisados ambiciosos que lo que persiguen es ejercer el poder y la posibilidad de enriquecerse en corto tiempo.

2) *El «Pollo Ronco» Portillo, la CICIG y Castresana

En sus momentos de gloria acompañado de su esposa Evelyn

Portillo fue fichado aquí después de ser expulsado de México y extraditado
El ex presidente Alfonso Portillo Cabrera insiste en afirmar cada vez que tiene oportunidad que el jefe de la CICIG, Carlos Castresana, no tiene autoridad para intervenir en su caso legal, porque -según él- solamente está supuesto a investigar a los grupos clandestinos de seguridad, pero «olvida» (?) el controvertido ex mandatario que esa era la atribución de la desaparecida CICIAC y que las siglas de CICIG significan Comisión Internacional Contra la Impunidad en Guatemala. Por consiguiente, el juez Castresana tiene razón al insistir en intervenir en ese caso y no cabe duda de que esa misma será la resolución de la Corte de Constitucionalidad (CC) a la acción que presentó el llamado «Pollo Ronco» para rechazarla.
A propósito de ese lamentable personaje, corre insistentemente el rumor de que se divorció de la encantadora Evelyn Morataya, madre de su hijita Gabriela, quien en los últimos tiempos se había puesto muy chula y tal parece que ambas permanecieron en México cuando el ex presidente fue expulsado y extraditado, y de quien se dice que ahora anda de romance con una muchacha quinceañera también oriunda del Oriente del país.
3) *Bien por los telenoticiarios

Foto tomada de la pantalla de TV de la chula presentadora Diana Ruiz
Merecen una calurosa felicitación algunos de los telenoticiarios del país porque unas de sus presentadoras están cada día más bonitas. No me canso de decir que la presentadora de la primera edición de Guatevisión Diana Ruiz es chulísima; y es bonita muy guapa la presentadora del estado del tiempo Marisol Padilla. ¡Qué buen perfil tiene! Otra que me parece muy guapa es la rubia Jackeline Piccinini, presentadora de la primera emisión de Noti7. Hasta la veterana presentadora de la última emisión de Noti7, Maritza Ruiz, ha mejorado notablemente, no sólo desde que la viste Kami, sino por su aspecto físico que por alguna razón desconocida luce rejuvenecido.

Posted in Sin categoría