LLEGA A SU FIN EL CAMPEONATO MUNDIAL FIFA 2014

Brasil olvidó la implacable Ley del Karma; todo se paga en la vida

Lloroso rostro de Brasil durante el partido con Alemania 

Como es bien sabido, con una velocidad insólita y sorprendente –que parece inconcebible en un campeonato mundial de fútbol–, el martes pasado la selección de Alemania goleó con un humillante marcador de 7 a 1  a la selección de Brasil en su partido de la etapa semifinal del Campeonato Mundial de Fútbol 2014 de la FIFA (por sus siglas en francés), el cual tuvo lugar en el estadio de Mineraio, en Belo Horizonte, Brasil, el quinto país más poblado del mundo, que tiene más de 200 millones de habitantes y una superficie estimada en 8,5 millones de kilómetros cuadrados, el quinto más grande del mundo en área total, equivalente a 47% de todo el territorio sudamericano.

La selección de Alemania derrotó a Brasuil con un marcador de 7 a 1, gracias a 2 goles de Klose, 2 de Schürrle y uno cada uno de Klose, Müller y Khedira, con lo cual llegarán al juego final como mayores candidatos a ganar el campeonato. Se puede decir que este fue el encuentro entre la mejor selección que ha tenido Alemania con la peor selección que ha tenido Brasil a lo largo de su historia. La apabullante humillación sufrida por el equipo de brasileño  puede ser comparable solamente con la que el equipo de fútbol de salón de Brasil infringió al equipo de Guatemala el 23 de noviembre del 2000 en el Campeonato Mundial de fútbol de salón de la FIFA en el año 2000, que tuvo lugar entre el 18 de noviembre y el 3 de diciembre en el Domo Polideportivo, o simplemente Domo, construido por el comité organizador de dicho campeonato, que fue FUTECA con la cooperación financiera de FIFA sobre los restos la Plaza de Toros que había en la finca La Aurora (zona 13)Domo que tiene capacidad para cerca de 8000 personas y que posteriormente fue donado sin costo alguno a la Confederación Deportiva Autónoma de  Guatemala (CDAG). Pasará a la historia no sólo por la humillante goleada que la selección de Brasil le infringió a la selección de Guatemala en el Campeonato Mundial de fútboll de salón, sino porque ahí se llevó a cabo la ceremonia de toma de posesión del Presidente Otto Pérez Molina y de la Vicepresidenta Roxana Baldetti. Solo la Historia dirá más adelante cuál de los dos hechos fue más lamentable para los guatemaltecos. Con ese marcador de 29 a 2 goles, tan humillante para Guatemala, a pesar de que era el país anfitrión, la selección brasileña no pensó en que la inexorable ley del Karma aconseja que «no se debe bailar sobre la sangre derramada por el enemigo derrotado», porque todo se paga, tarde o temprano, como dijo en un mensaje de WhatsApp mi querido amigo Roberto Arzú García-Granados, ampliamente conocido como «el Junior», quien por esos años era presidente del equipo Comunicaciones y de la comisión de selecciones nacionales de fútbol. 

Es indudable que la aplastante reciente derrota de la selección brasileña, al mando de Luiz Felipe Scolari pudo haber sido causada en buena parte por la lamentable ausencia de Thiago Silva, el capitán del equipo y lider insustituible en la defensa, que fue sentenciado con la suspensión de un juego, y de Neymar, por el golpe que sufrió el la columna vertebral, porque era el único que generaba y creaba ataques de la ofensiva brasileña. Así como la inexplicable ausencia de otros buenos jugadores que, por razones ignoradas, no fueron tomados en cuenta por en director Scolari. Pero, sobre todo, por los errores cometidos por el director Solari, quien al final del partido asumió toda la responsabilidad de la derrota, con lo cual los brasileños no dejaron de llorar. Por otra parte, se sospechaba que los miles de millones de dólares que le costó a Brasil la construcción de tantos estadios, uno de los cuales, en pleno corazón de la Amazonia, quedará como un elefante blanco porque ahí no hay un equipo de fútbol ni afición a ese deporte, se sospechaba que, en compensación, la FIFA se las arreglaría y para que el último partido fuese entre Argentina y Brasil y para que Brasil ganase la Copa Jules Rimet en el campeonato mundial.

La inesperada y humillante derrota brasileña provocó no sólo el llanto y la depresión de la hinchada de ese brasil, como pudimos ver en la transmisión de televisión, sino posteriormente  se produjeron varios disturbios callejeros en diferentes ciudades del territorio de Brasil, principalmente en la Ciudad de Sao Paulo, con 20 millones de habitantes. Y no sería de extrañar que más adelante tenga repercusiones políticas que hagan perder su reelección a la actual presidenta Dilma Suárez, porque el pueblo brasileño es fanático del deporte del fútbol general y tradicionalmente ha venido siendo hincha de las sucesivas selecciones brasileñas desde los tiempos en los que el número 10 de Brasil era el gran Edson Arantes de Nascimiento, mundialmente conocido simplemente como «Pelé».

Edson Arantes do Nascimiento («Pelé»).

A pesar de no haber ganado nunca durante su larga y brillante carrera futbolítica el Balón de Oro de FIFA, que sí ganó el portufués Cristiano Ronaldo, le fue concedido un Balón de Oro honorífico por su trayectoria. Con la selección brasileña ganó la Copa Mundial 1958, la Copa Mundial de 1962 y la Copa Mundial de 1970

En el diario Últimas Noticias se publicó esta interesante crónica:

Claves | ¿Por qué Brasil perdió así contra Alemania?

A continuación, las claves del triunfo alemán o las pistas para debatir ¿por qué la verde-amarela obtuvo tan desconcertante derrota?

La tarde del 8 de julio de 2014 pasará a la historia. Este martes, Alemania selló su boleto a la final de la Copa del Mundo Brasil 2014 después de golear por 7-1 al “scratch”, dejándolos sin el título en casa, lo cual parecía inconceboble.

A continuación, las claves del triunfo alemán o las pistas para debatir ¿por qué la verde-amarela obtuvo tan desconcertante derrota?

1. Posesión que no ayudó: Más allá de tener el balón, el éxito radica en saber usarlo. De esto último Brasil no aprendió ante el contrincante de turo, pues tuvo 52% de posesión por 48% de Alemania, pero el resultado favoreció a La Manchaf. Mientras el pentacampeón intentó buscar espacios, la conducción de los europeos fue más directa y vertical, lo que dio éxito al trabajo de los tricampeones.

2. Funcionamiento alemán: En la selección germana, el desarrollo colectivo priva por encima del individual. El mediocampo alemán puede presumir de contar con los mejores volantes del planeta, pero eso no deja que la técnica con la cual cuentan sus elementos esté por encima del funcionamiento táctico planteado por el técnico Joachim Löw. En el compromiso se evidenció como los automatismos de esquema alemán se cumplió al pie de la letra, siendo contundente en cada ocasión generada.

3. Ausencias: Si la baja de Neymar se convertía en una pesadilla para el entrenador Luiz Felipe Scolari, la de Thiago Silva era peor. El capitán amazónico, fuera este martes por acumulación de tarjetas, es base de la zaga junto a David Luiz, conformando una de las principales parejas de centrales del planeta. Este Brasil no se caracteriza por la efectividad ofensiva de otrora como lo es su trabajo en la retaguardia.

4. Cuarto gol: Golpe psicológico. El “scratch” no se había levantado aún cuando volvió a ser impactado. A los 26 minutos, Tony Kroos sumó su segundo tanto de la jornada cuando aprovechó una mala salida de su rival justo fue reanudado el duelo después del tercer gol germano. Los de Scolari jamás se sacudieron los goles de los primeros 30 minutos.

5. Necesidad de venganza: El 30 de junio de 2002 Brasil celebró su quinto título mundial después de superar por 2-0 a Alemania. Aquel domingo, Ronaldo anotó las dos dianas “canarinhas” que se convertirían en las últimas anotaciones de la “verdeamarelha” en una final de un Mundial. Ese fue el único juego entre ambas selecciones hasta la fecha, cuando la revancha tocó la puerta de os alemanes, quienes no desaprovecharon la oportunidad de emparejar el duelo histórico.»

Obsérvese que se aduce que, aunque Brasil mantuvo el control de la pelota durante más tiempo que Alemania, olvidó que más allá de tener el balón, el éxito radica en saber usarlo, pues Brasil tuvo posesión del balón un 52% sobre 48% de Alemania, pero el resultado favoreció a Alemania porque supo penetrar la debil línea defensiva. Mientras el pentacampeón intentó buscar espacios, la conducción de los europeos fue más directa y vertical, lo que dio éxito al trabajo de los tricampeones.

Además, en la selección germana participan varios elementos que permanentemente juegan en un equipo alemán, y por ende el desarrollo colectivo priva por encima del individual. El mediocampo alemán puede presumir de contar con los mejores volantes del planeta, pero eso no deja que la técnica con la cual cuentan sus elementos esté por encima del funcionamiento táctico planteado por el técnico Joachim Löw. En el compromiso se evidenció como los automatismos de esquema alemán se cumplió al pie de la letra, siendo contundente en cada ocasión generada. 

Como consecuencucia de la aplastante derrota de Brasil, inmediatamente después corrieron como reguero de pólvira por las redes sociales muchos memes burlones, de todos los cuales creo que el que más les dolió a los brasileños y a los cariocas en especial fue este, en el que el Cristo del Corcovado se fue como si fuese un jet de Río de Janeiro y de la bella bahía de Guanabara.

Mañana, sábado, a partir de las 14 horas, se llevará a cabo el encuentro entre Holanda y Brasil para decidir quienes ocuparán el tercero y cuarto lugares. Y deseo de todo corazón que gane Brasil, y esta vez va a jugar Thiago Silva, porque ya cumplió su suspensión de un partido, pero Neymar todavía no podrá jugar porque está tratando de reponerse del golpe que recibió en la columna vertebral, pero a juzgar por el juego pasado temo que va a ganar Holanda. Para el anterior juego de Brasil yo aposté a su favor y el hecho de que hayan perdido en esa forma me decepcionó casi tanto como a los propios brasileños.

Lionel Messi, catalogado como «el mejor jugador del mundo»

El domingo será el último juego 

El último partido del Campeonato Mundial FIFA de fútbol 2014 será el próximo domingo a partir de la una de de la tarde (13 horas) entre Alemania y Argentina, del cual el favorito es Alemania porque ha demostrado que tiene un excelente equipo, integrado solo por estupendos jugadores que saben desplazarse en equipo, y que es como una maquinita de hacer goles, en el campeonato metió 17 goles, en tanto que Argentina, aunque cuenta con muchas estrellas además de Messi (calificado como «el mejor jugador del mundo»), no ha terminado de hacer un juego convincente y en este campeonato solamente ha metido 8 goles.

Hay razones suficientes para esperar que Lionel Andrés Messi Cuccittini, conocido mundialmente como Messi, nacido en Rosario, Provincia de Santa Fe, República Argentina, el 24 de junio de 1987 (solo tiene 27 años de edad) logre que se produzca un milagro, porque en 2013 fue catalogado por el Presidente de la FIFA Joseph Blatter y recibió el premio del «mejor jugador del mundo» y el Balón de Oro 2009. Además es el primer ganador del Balón de Oro FIFA que desde 2010 engloba ambos premios, volviendo a ganar las ediciones de 2011 y 2012. Con la obtención del cuarto Balón de Oro consecutivo, Messi logró superar el récord de Michel Platini y, a su vez, la obtención del reconocimiento por cuarta vez consecutiva como «el mejor jugador del mundo» por la FIFA, hito que superaría también a los alcanzados en el pasado y de manera alternada en tres ocasiones por Cristiano Ronaldo y Zinedine. Por su habilidad y estilo de juego lo han comparado con Diego Armando Maradona, quien declaró al mismo Messi como su «sucesor». Messi ha batido diversos récords con el Fútbol Club Barcelona, dado que es el máximo goleador de la historia del club, el segundo máximo goleador de la Primera División de España, el máximo goleador en la historia del Clásico del fútbol español y el jugador jugador extranjero con más partidos disputados con la camiseta blaugrana.

Messi comenzó a jugar al fútbol a una edad joven y su potencial fue rápidamente identificado por el F.C. Barcelonael F.C. mientras militaba en el Club Atlético Newell`s Olds Boys— y se trasladó a Europa a los 13 años junto con su familia, en donde el Barcelona le ofreció pagar los gastos de su enfermedad hormonal (US$900 por mes) Y ahora, a loa 27 años de edad, es uno de los jugadores mejor pagados del mundo.

Realizó su debut en el primer equipo del F. C. Barcelona el 16 de noviembre de 2003 en un partido amistoso ante el F.C: Porto entrenado por José Mouriho. No obstante su debut en un partido oficial llegó al año siguiente, en la temporada 2004/2005 en liga ante el R.C.D. Español. Messi logró convertirse a los 17 años, en el jugador más joven del Barcelona en jugar un partido de la Primera División de la Liga española. El Barcelona Barcelona acabó ganando la Liga 2004/2005 y al año siguiente el club consiguió el doblete ganando la Liga de Campeones de la UEFA 2005/06.

Su gran avance fue en la temporada 2006/07. A partir de ese momento pasó a formar parte del cuadro titular, en donde logró marcar una tripleta en El Clasico contra el Real Madrid y finalizó la temporada con 14 goles en 26 partidos disputados. La temporada 2008/2009 fue la de su consagración como mejor jugador del mundo del momento. El Barcelona consiguió esa temporada el triplete, y Messi anotó un total de 38 goles.

En la temporada 2009/2010 Messi consiguió unos registros goleadores históricos, anotando 47 goles, de los cuales 34 fueron en la competición de liga. De este modo acabó llevándose la Bota de Oro e igualando el registro goleador de Cristiano Ronaldo en la temporada 1996/1997.

Hay quienes están tranquilos esperando el triunfo de la selección de Argentina, recordando la visita que Messi le hizo al papa Francisco, su paisano, llevándole como regalo un arbolito de palma de olivo,

Pero los argentinos no deben olvidar que Alemania también tiene al papa Clemente XIX que aún está vigente como papa adjunto. De manera que los argentinos no deben confiarse totalmente en los milagros tanto de Lionel Messi y del papa Francisco, porque los alemanes aún también tienen su papa.

El decir de los memes de la fanaticada mundial de fútbol es que el próximo domingo comprobaremos cuál de los dos papas tiene mejores relaciones con Dios. ¡Ya lo veremos! ¡Ya lo veremos!

Pero, en general, este Campeonato Mundial de fútbol FIFA en Brasil 2914 ha sido excelente e inolvidable para quienes nos gusta disfrutar este deporte. Yo no creo que estaré vivo a 89 años de edad el próximo campeonato mundial que tendrá lugar en Moscú, pero tampoco creí que a mis 85 años de  edad iba a llegar a disfrutar este.

Twitter@jorgepalmieri